Nada como pasar Halloween en el país donde nació esta celebración. 

La celebración de Halloween comenzó en Irlanda hacia el año 100 D.C. En aquella época Halloween era un festival pagano que los celtas celebraban con el nombre de “Samhain”, una antigua palabra gaélica que significa “el final de la cosecha”. 

Tradicionalmente el festival era el momento en el que los antiguos celtas paganos almacenaban provisiones y sacrificaban ganado para prepararse para el invierno. Los celtas creían que en la noche de Samhain (Halloween), los espíritus de los muertos volvían a visitar el mundo de los mortales, así que encendían grandes hogueras para ahuyentar a los malos espíritus, y la única forma de que no se les llevarán consigo era pareciéndose a ellos, por los que se ponían máscaras y trajes que daban miedo. Los inmigrantes irlandeses llevaron consigo versiones de esta tradición a Norteamérica, donde se hizo muy popular.

Esta es la razón por la que en Irlanda Halloween es muy popular y mucha gente se disfraza con trajes de miedo, los niños van de casa en casa pidiendo golosinas para asustar al que no se las dé, y se colocan linternas de calabaza en casi todas las casas, por lo que si eres estudiante y te toca estar en Irlanda el 31 de octubre, no debes desaprovechar esta oportunidad para revivir tu infancia, disfrazarte y gozar de este festejo en los pubs locales. 

Entre los mitos y leyendas que giran en torno al Halloween en irlanda esta el de la Banshee, una mujer que traía el presagio de la muerte. A veces se veían Banshees con forma de una mujer vieja vestida con harapos, otras se trataban de una hermosa joven, y a veces se aparecía como una lavandera, lavando ropa manchada de sangre. Cuando se aparecía daba un grito terrible, y la leyenda afirma que este grito era el que traía la muerte a quien lo oía.

Otra leyenda nos cuenta sobe las Púcas o Pookas, que son un tipo de hadas que causan estragos en el mundo de los mortales. La Púca solía aparecerse por la noche en las zonas rurales y a orillas del mar, causando la destrucción de la granja, destrozando cercas y molestando a los animales. Pero lo peor era cuando la Púca se ponía en la puerta de la granja y llamaba a la gente por su nombre. A quien salía la Púca se lo llevaba. Las Púcas también hacían estragos en la mar, arrastrando barcos lejos de la costa y haciéndolos naufragar en las zonas rocosas.

Las hadas son también parte especial en la mitología irlandesa. El mundo de las hadas en Irlanda se siente todavía muy vivo. Un hada irlandesa puede adoptar la forma que desee, pero normalmente eligen la forma humana. Se dice de ellas que son muy bellas, poderosas y difíciles de resistir, lo que casi siempre es un problema, pues a la mayoría de las hadas en Irlanda les gusta traer desgracias y mala suerte a los mortales que se les acercan.

Ahora ya sabes que esta fiesta tan antigua y arraigada es completamente irlandesa, así que prepárate para gozarla al máximo en tu estancia como #EstudianteInternacional


Leave a Reply https://istudy.mx/conocer-gente-canadiense/

Your email address will not be published.